RUEDA DE PRENSA DE IGNACIO BENITO Y DANIEL VIONDI SOBRE EL CIERRE DE LA LÍNEA 1 DE METRO

Los socialistas exigen que la remodelación de la línea 1 de metro se replantee en tres fases “para evitar el caos circulatorio”

03/03/2016

•    Los socialistas han pedido a Cifuentes y Carmena que “dejen de darse patadas en los tobillos” y acuerden soluciones para los usuarios del transporte público, ahora en concreto los de la línea 1 de metro. 


•    Ignacio Benito y Daniel Viondi han exigido que las obras se realicen en tres fases, tal y como se hizo en la remodelación de la línea 3 hace ya una década.


•    “Cifuentes ha planteado esta obra de gran impacto en la ciudad sin contar con el Ayuntamiento, ni con el Consorcio, ni tampoco con Cercanías” ha señalado el diputado Daniel Viondi.


•    Ignacio Benito, concejal del PSOE, ha calificado de “insólita” la posibilidad de que no sea la EMT la que cubra los tramos que queden sin servicio de metro. “Es la empresa mejor preparada y mejor dotada para hacerlo, como en ocasiones anteriores. ¿Por qué ahora la Comunidad de Madrid prefiere contratar empresas privadas?”.


•    Si no se replantea la obra, los distritos de Puente de Vallecas y Villa de Vallecas quedarán prácticamente incomunicados con el centro durante meses.

Madrid, 2 de marzo de 2016.-
Coordinación entre administraciones, replanteamiento en fases de las obras de remodelación de la línea 1 de metro y que la EMT sea la empresa que cubra el transporte alternativo. Estas son las tres principales exigencias que esta mañana los socialistas Ignacio Benito y Daniel Viondi han planteado al Ayuntamiento y a la Comunidad de Madrid para evitar el “caos circulatorio” que previsiblemente provocará el cambio de catenaria en la primera línea del suburbano.

Tanto el concejal como el diputado regional coinciden en que el cierre simultáneo de una veintena de estaciones de esta línea que constituye el eje norte-sur en la movilidad de Madrid, “puede y debe replantearse, porque hay tiempo” antes de que den comienzo las obras, el próximo 21 de mayo.

“Los socialistas pedimos una vez más cordura, sensatez y coordinación entre la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid. Pedimos que ambas administraciones dejen de darse patadas en los tobillos, como han hecho en varias ocasiones durante estos últimos meses en lo que se refiere a movilidad, y se sienten a acordar un planteamiento de obra que evite el caos en la capital”, ha reclamado Viondi, que es también portavoz en la Comisión de Transportes de la Asamblea de Madrid.

En su opinión, la remodelación de esta línea de metro no debería haber sido planteada de modo unilateral, como ha hecho Cristina Cifuentes, sino haber contado también con las aportaciones del Consorcio Regional de Transportes y de Cercanías, ya que afecta a la estación de Atocha. “La decisión que ha tomado la presidenta autonómica y en la que no ha intermediado el Ayuntamiento de Madrid afecta a tres millones de personas que se merecen más sensatez y colaboración”, ha indicado el concejal socialista Ignacio Benito.

Los socialistas madrileños han propuesto que la obra se realice en tres fases correlativas, una secuencia que sería técnicamente viable –así se hizo, por ejemplo, en la obra de la línea 3 del suburbano hace ya una década- y cuyo impacto en la movilidad sería mucho menor. 

Si la obra se realiza cerrando simultáneamente una veintena de estaciones, tal y como ha planteado la Comunidad de Madrid, los distritos de Puente de Vallecas y de Villa de Vallecas quedarían prácticamente incomunicados con el centro. Los residentes de ambos distritos aumentarían el uso del coche privado, lo que a su vez incrementaría el colapso de una ya congestionada Avenida de la Albufera.

Transporte alternativo: la EMT, la mejor preparada

Los socialistas han calificado de “insólita” la decisión de la Comunidad de Madrid de contratar empresas privadas de autocares para cubrir las zonas que se quedarán sin servicio de metro. “Es insólito y es lamentable que la Comunidad de Madrid ahora no quiera contar con la EMT para dar este servicio, cuando es la empresa mejor preparada para ello”, ha subrayado Ignacio Benito.

El edil socialista ha señalado que los autobuses que piensa contratar el gobierno autonómico carecen de autorización para parar en las marquesinas de la EMT y disponen de muchas menos plazas que los autobuses de la empresa pública. Muchos de ellos también carecen de los dispositivos de accesibilidad que sí llevan los coches municipales. “Es lamentable que la Comunidad de Madrid prescinda de la empresa mejor preparada”, ha terminado.