LA GESTIÓN DE MADRID DESTINO, A EXAMEN

Espinar sospecha que las prácticas de contratación dudosas se mantienen en Madrid Destino, pese a los resultados de la auditoría

18/03/2019

Madrid, 18 de marzo de 2019.-
“Ha llegado el momento de enseñar las cartas. Por  fin tenemos el dictamen definitivo de la auditoría de Intervención. Y hemos detectado una serie de realidades que nos preocupan mucho. Observamos unos hechos y una inercia que no queda claro que no estén ocurriendo a día de hoy en la empresa municipal”, ha señalado Mar Espinar a cuenta de la comparecencia solicitada por el Grupo Socialista para valorar los resultados de la Auditoria a Madrid Destino reclamada por el PSOE y que ha tardado dos años en producirse.


“La auditoría de Intervención Municipal en materia de personal confirma los motivos por los que solicité al Pleno su realización hace más de dos años. De hecho, en muchos casos, desvela irregularidades que van más allá de las comprobadas por nosotros. Los ciudadanos tenían razón. Algo olía mal”, ha subrayado.


Espinar ha señalado como “increíble” que Intervención ni tan siquiera hubiese podido establecer con claridad la relación de empleados a 31 de diciembre de 2016. El baile de cifras entre la Relación de Puestos de Trabajo (RPT), señalaba 572 trabajadores, mientras que el personal en alta era de 500. A su vez, los datos no cuadran con los reflejados en el anexo de presupuestos (449) y en la memoria de la cuenta general, que señala 511, “y para rematar el lío, la anterior responsable del Área en ese Pleno de Febrero decía otra cifra diferente: 486”, apostilla la concejal portavoz de Cultura socialista.


Espinar también ha dejado claro que Intervención ha señalado en su informe que la contratación se hacía de manera claramente irregular, con reiterados incumplimientos de los principios de publicidad, transparencia, imparcialidad y profesionalidad de los miembros de los órganos de selección, así como los de independencia y discrecionalidad.


La portavoz socialista en la Comisión ha hecho un llamamiento que, una vez más, ha quedado sin respuesta: “Le rogaría que en su réplica, señora Alcaldesa, abandonara la retórica del calamar y comenzase por responder claramente cuáles de estas prácticas se mantienen en la actualidad, cuales de estas prácticas han remitido, cómo se va a corregir todo lo sucedido hasta la fecha, si va alguien a asumir responsabilidades por mentir al Pleno y por la gestión llevada a cabo, y su balance de esta auditoría. A lo que se enfrente Ahora Madrid es a algo muy serio. No disimule, la audit´ria sella el destino de su gestión”, ha concluido Mar Espinar.