PLENO DEL AYUNTAMIENTO DE MADRID- SEGURIDAD DE LOS TRABAJADORES DE CENTROS SOCIALES

El PSOE propondrá una enmienda a los presupuestos de 2019 para garantizar la seguridad de los trabajadores de los centros sociales

25/10/2018

•    El concejal socialista Ignacio Benito ha advertido de que el nuevo modelo de atención social, que entrará en vigor a partir del 1 de enero, “se dará de bruces con la tozuda realidad”: faltan entre 200 y 250 trabajadoras sociales y entre 100 y 120 administrativos auxiliares para poder responder al medio millón de atenciones que realizan al año.

•    Con la enmienda, el PSOE quiere erradicar los problemas de seguridad que han padecido trabajadores de algunos centros de servicios sociales: “Ya lo denunciamos hace meses y ustedes no han tomado ninguna medida de alcance para garantizar la seguridad de estos trabajadores y trabajadoras”, ha expresado.


Madrid, 25 de octubre de 2018.-
El concejal socialista Ignacio Benito ha anunciado que el PSOE planteará una enmienda a los presupuestos de 2019 para solucionar los problemas de seguridad que han padecido algunos trabajadores de centros sociales de la ciudad. “Lo denunciamos hace meses pero el gobierno de Ahora Madrid no ha tomado ninguna medida de alcance para garantizar la seguridad de estos trabajadores y trabajadoras”, ha lamentado.


El edil ha recordado que desde el pasado verano se vienen denunciando agresiones físicas a un ordenanza, impactos de bala en el ventanal de un centro y amenazas verbales a una trabajadora social que, además, se encontró pinchadas las cuatro ruedas de su coche. Benito ha precisado que la inseguridad aumenta en el turno de tarde.


A la inseguridad se suma el malestar de los trabajadores por sus condiciones laborales. El edil ha relatado que los trabajadores sociales de atención primaria dedican parte de su tiempo a labores administrativas, que la lista de espera para solicitar una cita es “enorme” y que el Samur Social no está respondiendo a las nuevas necesidades sociales. Benito ha asegurado que los profesionales de los centros de servicios sociales “tienen miedo a la hora de desarrollar su labor”.


El concejal socialista también ha pedido al gobierno que se replantee la implementación del nuevo modelo de atención social previsto a partir del 1 de enero porque tal y como están los efectivos de personal, “se dará de bruces con la tozuda realidad”. Según los cálculos del Grupo Socialista, se necesitan entre 200 y 250 trabajadoras sociales y entre 100 y 120 administrativos auxiliares para poder responder a la demanda actual. “Tenemos el mismo número de profesionales que en 2010 pero con 15 nuevos de centros de servicios sociales abiertos”, ha lamentado.


“Por eso les pedimos que se replanteen los cambios previstos hasta que se dote a los Servicios Sociales del personal necesario. Y, sobre todo, les solicitamos que se tomen en serio la seguridad de los trabajadores”, ha concluido.