COMISIÓN DE PARTICIPACIÓN, TRANSPARENCIA Y GOBIERNO ABIERTO

Barrero exige soluciones inmediatas de los fallos informáticos que han imputado consumos excesivos de impresión a trabajadores de la OAC de Vallecas

18/01/2019

•    El portavoz socialista en la Comisión de Participación se ha interesado por las actuaciones que se han relacionado sobre la denuncia de los trabajadores de la Oficina Atención a la Ciudadanía de Puente de Vallecas acusados de consumos de impresión excesivos y en color, cuando carecen de este tipo de cartuchos de tinta.

•    El edil también quiere que el gobierno responda por escrito a los trabajadores afectados, que llevan denunciando esta situación desde junio de 2018, y ha sugerido penalizaciones a la empresa que proporciona el servicio por afirmar que el problema se había solucionado hace meses.

Madrid, 18 de enero de 2019.-.-
El portavoz del PSOE en la Comisión municipal de Participación, Pedro Barrero, ha exigido al gobierno municipal que solucione de inmediato los supuestos problemas informáticos por los que se ha imputado repetidamente a un grupo de trabajadores de la Oficina de Atención a la Ciudadanía de Puente Vallecas un consumo excesivo de impresiones en color.


Para comenzar, el concejal del PSOE ha exigido al gobierno que se rectifiquen los datos de consumo de impresión de los funcionarios que componen la OAC de Puente de Vallecas “y de cualquier otra que esté afectada por el mismo problema”, que se proporcionen explicaciones a la plantilla y que repercuta el error en la empresa suministradora del servicio.


Barrero ha destacado que esta imputación consta desde abril de 2018, que los trabajadores sostienen en un escrito de reclamación que carecen de cartuchos de tinta de colores y que los empleados municipales han tardado meses en obtener una respuesta verbal por parte de la Gerencia de la Ciudad o de la propia alcaldesa.


Además, el concejal ha indicado que la empresa que controla el servicio de impresión de los trabajadores municipales conoce la incidencia desde el mes de junio, momento en el que sostuvo que el problema había sido resuelto. “Por consiguiente, después de casi seis meses no es ni parece una explicación satisfactoria. Más bien se trata de dejadez en el control de la gestión de este servicio y desde luego de falsedad de datos reportados por un aparato pagado con dinero público”, ha denunciado.


El edil ha recomendado al gobierno municipal que controle el contrato de servicios de esta empresa y que no descarte penalizaciones en caso de se clarifique ha habido dejadez en la prestación del servicio.